Saltear al contenido principal

¿Qué pasará con los precios de los inmuebles?

¿Qué Pasará Con Los Precios De Los Inmuebles?

El mercado inmobiliario tiene la característica de ser “imperfecto”, por esta razón es que a los economistas les cuesta anticipar lo que podría ocurrir con los valores de los inmuebles en el futuro.

El precio de las propiedades genera un debate constante en nuestro país: existen aquellos que piden por la caída de los valores y quienes consideran que el nivel de precios es el adecuado. En algún punto ambas opiniones son válidas si se tienen en cuenta ciertas variables.

Si se analiza el nivel de precios por salarios los precios deberían bajar. Sólo en los últimos dos años el esfuerzo salarial necesario para la compra de una unidad aumentó entre un 40% y 50% en la Ciudad de Buenos Aires, necesitándose más de 12 años de sueldos promedio enteros para adquirir un departamento de 3 ambientes.

Por otro lado los costos en pesos continúan subiendo, ubicándose muy cerca de los valores de reposición (cuanto cuesta reconstruir la misma unidad). Construir un M2 vendible de un departamento, se ubica hoy en los $8.228.- por M2; esto sin contar impuestos, honorarios, rentabilidad, ni costo de la tierra. Adicionalmente, los mismos costos en dólares mostraron una marcada caída desde enero del 2012, momento en que el dólar paralelo comenzó a subir. Esta caída de costos en dólares se marcó aún más con la devaluación de enero de este año, aunque ahora los mismos se estabilizaron. En este caso con costos en dólares a la baja, los precios de venta se deberían acomodar hacia abajo.

Con respecto a la Ley de oferta y demanda se podría decir que cuando la demanda cae los precios del producto también lo hacen. En el mercado argentino eso no ocurrió por el momento ya que la retracción de precios fue mucho más moderada que la caída de demanda.

Otra característica clave para evaluar el nivel de los precios es la renta que los activos generan a sus propietarios. En la Argentina la renta por alquileres actual es de las más bajas de la historia y no muestra signos de poder recuperarse.

Son muchas las variables que se podrían seguir analizando, pero uno de los elementos más complejos de medir es el “factor psicológico”: ¿cómo afectan las noticias y la realidad política y económica del día a día del país tanto en los potenciales vendedores cómo en los compradores?.

Las incógnitas a resolver son varias, sólo el tiempo dirá cuál o cuáles de todas estas variables tienen mayor preponderancia como para llevar los precios inmobiliarios hacia el alza, la baja o la estabilidad en el tiempo.

Fuente: ReporteInmobiliario.com

Buscador de Propiedades